Qué hacer para bajar 25 kilos antes del verano

Solemos desear cierto cuerpo, con determinadas proporciones, además de un bienestar que le sea concomitante. Pero todo queda, muchas veces, en lo diserativo: sabemos que hay grandes esfuerzos, constancia incesante y hasta ciertos pesares, si vemos como el resto engulle sin problemas. No hay avance sin compromiso. Pero no te preocupes: si posees esa hermosa cualidad aquí le añadimos unos buenos consejos para llegar de la mejor forma al verano. Qué hacer para bajar 25 kilos antes del estío. Como siempre, te traemos la mejor información ¡No te pierdas la nota!

peso-1

Hace poco hicimos una entrada acerca de la odiada/amada panza, verdadero objeto de enojos y culto. Ahora queremos hablar más del cuerpo en su totalidad, para conseguir  un aspecto deseado en su totalidad, todo en base o sin menoscabar la salud.

En el verano solemos arrepentirnos de esa comida de más, de esa nula selección de alimentos sanos y casi inexistentes ejercicios. Pero es un error quemar las naves cuando te ves en traje de baño, ya que todo cambio interesante conlleva esfuerzos prolongados, un verdadero compromiso; en definitiva, una modificación en tu filosofía de vida. Los consejos que te damos aquí tienden a ese objetivo, aunque como siempre decimos: no somos excluyentes. Siempre es bueno tener las propias estrategias, muchas de ellas revisadas por nutricionistas y médicos.

Qué hacer para bajar 25 kilos antes del verano

peso-3

Crea un plan de alimentación: Tienes que saber que tu lucha contra la balanza se libra más en la cocina que en el gimnasio o cualquier sitio en el que hagas ejercicio. Es más, sin temor a errar, podemos decir que sin una buena alimentación lo segundo es totalmente infructuoso. Por eso es bueno hacerse un buen plan al respecto, donde haya una moderación en la baja de peso. Los especialistas dicen que un kilo o dos es excesivo, además de ayudar a regresiones peores.  Lo ideal es reducir entre 500 a 1000 calorías con platos con pocos carbohidratos, menos grasas y muchas proteínas, aunque esto variará de acuerdo a tus objetivos y actividad física.

Toma mucha agua: No sólo es saludable, sino que reduce el hambre al llenarnos. Los médicos suelen recomendar entre 2 a 3 litros por día, habiendo diferencias de acuerdo a la época del año. Seguramente en verano necesitemos exacerbar esa ingesta un poco.

El desayuno, la comida más vital: Cuando entendemos, sin ser grandes especialistas, la lógica que encubre nuestro cuerpo en torno a la alimentación, veremos no sólo que muchos accionares adquieren sentido, sino también como posiblemente, por el rigor de la vida veloz, hacemos todo lo contrario. Entre ello está el desayuno, comida sumamente importante en el día: con ella adquirimos nutrientes sustanciales y además aceleramos el metabolismo, cuestión que ayuda a quemar todo más fácilmente.

Almuerzo y cena moderadas: A veces es mejor comer menos y muchas veces, que realizar grandes ingestas sobre todo a la noche, ya que no hay actividad para quemarlas. Ambas comidas tienen que ir dentro de un rango que va de las 300 calorías a las 600. No optes por no comer, sino hazlo con comida sana, un tango frugal y así lograrás los objetivos.

Evita lo poco saludable: Este suele ser un consejo poco seguido por lo difícil de cumplirlo. Hay una buena cantidad de alimentos (por ahí es un oxímoron nombrarlos así) que no ayudan en nada, aportando calorías desmesuradas que se acumulan más allá de nuestro metabolismo.  Caramelos, gaseosas, comida chatarra, cerveza y afines deben ser desdeñados. Sí, es parte de nuestro cambio de vida.

Haz ejercicios: Sí, tenía que ocurrir; lo íbamos a recomendar. Pero lo positivo es que con una buena alimentación no hay que tener una actividad desmesurada. Asimismo, tratemos que los ejercicios tengan correlación con nuestra capacidad del momento. A veces la impaciencia nos puede llevar a hacer denuedos pocos recomendables. Si no tienes tiempo no es necesario ir a un gimnasio, ya que una solución positiva es transformar la vida en un sitio idóneo para aquello: camina más, corre, levanta cosas, no esquives esfuerzos.

Esperamos que estos consejos te sean útiles, siempre contrastados con el dictamen del especialista.  Con ello de seguro llegues óptimo al añorado verano.

peso-2

Otros Buscaron:

  • koh positivo
  • materas de tapas
  • que es bueno para los pelones
  • se puede sacar una muela si tengo dengue?
  • como poner agua calinte en una lucha

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*